[metaslider id=6114]

Rodeado por una característica pizzara negra y gris, encontramos en la zona de tramontana este emblematico faro.  En medio de un espectacular paisaje de pizarra cortada por el viento y el agua del mar, nos vemos transportados a otro lugar, a otro tiempo, guiados por los caprichos de la naturaleza, que aliada con la luna, nos ofrece su reflejo en este privilegiado terreno.

A medida que avanzas hacia el faro podrás ver pequeñas charcas (basses) de agua salada depositadas allí en días de tormenta, la más espectacular es la que se forma a los pies del faro similar a un lago. Este pequeño lago se llama Cós des Síndic. Se trata de una balsa temporal,  que tiene una gran importancia ecológica, zona protegida como lugar de descanso y alimentación de algunas aves.

 En pie, entre  las cortantes rocas de los acantilados, que con sus peculiares surcos y caprichosas  grietas desvelan  la historia el faro, su legenda cuenta que las noches de luna llena, si andas sobre los charcos que la  fuerza del mar y el viento  han  formado en  sus alrededores, recibes de la luna y el mar energía, fuerza y fertilidad.

Idiomas »
X